fbpx

Morena ya tiene un nuevo plan para ser más que la primera fuerza política en la Cámara de Diputados: busca constituirse como un solo grupo parlamentario con los legisladores del Partido del Trabajo (PT) y del Partido Verde Ecologista de México (PVEM).

No es la primera vez que Morena recurre a esto para aumentar su fuerza política en la Cámara de Diputados:

La sobrerrepresentación

El partido, fundado por el hoy presidente Andrés Manuel López Obrador, logró ser una aplanadora legislativa en las elecciones de 2018, gracias al traslado de diputados.

Morena y sus aliados alcanzaron 191 diputaciones federales (106 de mayoría relativa y 85 plurinominales), pero días después la bancada aumentó a 258.

Bajo las siglas del PT, se registraron candidatos que posteriormente se trasladarían a la bancada de Morena. Algunos de los que llegaron al Congreso postulados por Partido del Trabajo fueron Mario Delgado, hoy líder nacional de Morena; el experredista Pablo Gómez y el actor Sergio Meyer.

También el Partido Verde Ecologista cedió cinco legisladores a Morena. Con este movimiento, esa fuerza mantuvo la presidencia de la Junta de Coordinación Política por tres años.

Como parte de los acuerdos, se determinó que la Mesa Directiva sería presidida el primer año de la Legislatura por el diputado de Morena Porfirio Muñoz Ledo; el segundo, por un legislador del PAN, y el tercero, por uno del PRI.

El asunto de la sobrerrepresentación llegó al Instituto Nacional Electoral. Previo a las elecciones de 2021, consejeros del órgano electoral señalaron que la Constitución establece que ningún partido debe tener 8% más diputados que votos.

La megabancada

Con la repartición de los diputados federales que hizo el pasado lunes el Instituto Nacional Electoral, la coalición Juntos Haremos Historia sumó 278 legisladores, que representan el 55.6% de los 500 legisladores.

Ignacio Mier, coordinador de los diputados federales de Morena, informó que su partido, el PT y el PVEM buscarían formar un grupo legislativo.

“Tenemos la opción que nos da la ley de registrar a la coalición legislativa como un solo grupo parlamentario, y eso lo tendremos que discutir, analizar, ver la conveniencia conforme a la normatividad”, apuntó.

La intención de Morena es mantener el control de la Jucopo y de la Mesa Directiva. La primera es importante porque es el espacio desde donde se controlan los recursos financieros millonarios y decisiones políticas, mientras que la segunda conduce los trabajos legislativos.

De acuerdo con el Sistema de Información Legislativa, la Jucopo es presidida por aquel grupo parlamentario que cuente con la mayoría absoluta.

Ignacio Mier afirmó que con los 278 diputados, les alcanzaría para tener la Jucopo y la Mesa Directiva de San Lázaro.

La ley permite que un diputado se incorpore a otra fuerza política, por lo que los legisladores del PT y PVEM podría formar una megabancada. No obstante, si los aliados de Morena quieren conservar sus bancadas y recursos, deben mantener al menos cinco diputados en sus respectivas bancadas.

La bancada no oficial

Desde su fundación como partido político, Morena ha participado en tres elecciones federales: 2015, 2018 y 2021, pero en este tiempo ha tenido cuatro bancadas, una de ellas, no oficial.

Hacia el final de la LXII legislatura, diputados del PRD abandonaron su partido para integrar la primera bancada de Morena.

 

Fuente: Expansión Política

Comments

comments

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.