fbpx

El presidente Andrés Manuel López Obrador respondió a sus críticos que se mofaron de la postura corporal que asumió durante la pasada IX cumbre de líderes de América del Norte en la ciudad de Washington, Estados Unidos.

“Y ahora como no les está resultando su oposición conservadora, porque, como decía (Benito) Juárez, ‘el triunfo de la reacción es moralmente imposible’, están muy molestos y todo les inconforma: que porque llegué a Washington y me senté con las piernas abiertas, no crucé mis piernas, que me hacían falta unas clases de manejo corporal”, dijo y remató:

“Se olvidan que yo vengo de Tepetitán y, como le digo a mis hijos, Tepetitán tiene una gran historia, una gran cultura, mi pueblo existía desde antes que llegaran los españoles, y era cuando vivir cerca del mar era como vivir cerca del mundo, y me da mucho orgullo ser de mi pueblo”, expresó el mandatario.

En la conferencia mañanera, el mandatario dijo que, así como él siente orgullo de su pueblo, los migrantes que radican en Estados Unidos sienten un gran orgullo por ser mexicanos.

“Ahora que estuve en Washington salgo a saludarnos a la ventana, al balcón, y los mariachis ‘México lindo y querido’. Eso es México, eso somos nosotros, ese es el pueblo, y de lo que se pierden los fifís, pero bueno”, indicó.

Enseguida, aseguró que sus adversarios actúan con mucho egoísmo y no pensando en el interés general.

“Sólo piensan en su conveniencia y no saben de generosidad, no saben de solidaridad, de fraternidad, de amor al prójimo, están demasiado ensimismados, preocupados por ellos mismos”, aseguró.

 

 

Fuente: PROCESO

Comments

comments

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.