fbpx

Un estudio de la Universidad del Valle de México (COP), informó que un alto porcentaje de adultos mayores mexicanos apoya a sus hogares a través de forma indispensable para muchas familias, aunque el valor de su contribución no se refleja en el reconocimiento de la sociedad.

En los hogares con presencia de adultos mayores, se precisa altos porcentajes de su participación en distintas actividades: 91% da consejos a la familia sobre problemas; 74% cuida la casa; 62% realizan tareas que implican esfuerzo físico; 60% cuida a sus nietos; 55% aporta dinero al hogar y 53% hace tareas fuera del hogar. La participación de los ancianos en diferentes actividades en el hogar demuestra que su apoyo es fundamental para la familia.

Sin embargo, el 64% de los encuestados señala que en México no se respeta a los adultos mayores, 8 de cada 10 piensan que sufren de maltrato y el mismo porcentaje cree que las personas suelen ignorarlos.

El 54% de los adultos mayores deben ser responsabilidad de los hijos y 28% piensa que los ancianos deben responsabilizarse de sí mismos. Para 38% los ancianos deberían vivir con sus hijos y un 37% cree que pueden vivir solos, pero con ayuda o alguna asistencia, ya sea de un familiar o personal especializado. V

En cuestión de los asilos o casas de retiro, se informó que los encuestados no  creen una alternativa para sus familiares ancianos y para quienes sí resulta una opción, ya que que no pueden pagarlo. La principal ventaja de estos lugares es la atención dada por profesionales (33%) y la mayor desventaja es el efecto emocional que causa al adulto mayor (42%), después del desconocimiento de la familia acerca del trato que recibe el anciano en estos lugares (35%).

Sobre cómo se ven a futuro y cuáles son las preocupaciones sobre su vejez: 92% se ve autosuficiente; 86% se ve con una pensión; 85% se ve sano; 80% se visualiza trabajando. Sobre el tema laboral, es contrastante que 80% se ve trabajando, pero 93% cree que en México los ancianos no tienen oportunidades laborales.

Lo preocupante para los participantes sobre la vejez es, en escala de 1 a 10 donde 1 es nada y 10 es mucho, tener problemas de salud (8.1); perder movilidad (8.1); no tener una pensión (7.9) y perder la memoria (7.8).  Entre grupos de edad hay diferencias, el grupo más joven (18-25 años) está más preocupado por: la disminución o pérdida auditiva (8.21), la pérdida de vista (8) y los cambios en apariencia física (7.2). El grupo de 46-55 años está más preocupado por perder movilidad (8.3).

Comments

comments

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.