fbpx

Jornadas de trabajo pesadas en un ambiente laboral hostil, también los equipos de trabajo están dañados, la comunicación entre jefes y empleados no se basan en valores, así viven en la industria de la moda en México, el sentido de pertenencia es nulo y la productividad del negocio se ve mermada por el clima laboral.

Así es la situación que viven muchas maquilas donde laboran más de medio millón de personas dedicadas a la elaboración de telas y prendas de ropa en México, donde la mitad son mujeres. El problema aumenta por el hecho de que hay menos organizaciones promoviendo su bienestar.

Para poder contrarrestar esta situación, el Instituto Mexicano de la Familia y Población (IMIFAP), implementó la iniciativa “Yo Quiero, Yo Puedo… Cuidarme y mejorar mi productividad” (YQYP), financiada por Fundación C&A, con la cual logró mejorar el bienestar laboral de 2,500 trabajadores en fábricas de Puebla, Tlaxcala, Veracruz, Estado de México y CDMX.

Gracias a capacitaciones que recibieron,  pudieron desarrollar un mayor sentido del trabajo en equipo y una comunicación más efectiva. Para lograr esto, se comunicaron con dueños y administradores el funcionamiento de las cadenas de producción para que comprendieran que, mediante el respeto de los derechos humanos y laborales de los trabajadores, las condiciones de trabajo mejoran, al igual de la productividad.

Gracias a esta iniciativa se notó un cambio en la salud y cuidado personal, en la equidad de género y una mayor aplicación de valores como la tolerancia, paciencia y respeto por parte de todos los trabajadores.

La iniciativa demostró efectos no deseados vinculados a la presión por cargas de trabajo que sienten los empleados de la industria textil y de confección, lo que significa que acudir a las pláticas del curso en ocasiones les generó mayor estrés.

Fuente: Fundación C&A

Comments

comments

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.