fbpx

Ante la inconformidad de integrantes del sector financiero y de autoridades de Estados Unidos, la Cámara de Diputados pospuso la aprobación de la reforma al Banco de México (BdeM), que lo obliga a adquirir los dólares que no puedan repatriarse.

Se integrará una comisión bicameral que discutirá la minuta con el Banco de México, la Secretaría de Hacienda, autoridades financieras y los bancos en las dos primeras semanas de enero, informaron en conferencia de prensa conjunta los coordinadores de Morena en ambas cámaras del Congreso, Ricardo Monreal e Ignacio Mier.

Ambos insistieron en que se mantiene la iniciativa y no van a declinar. El diputado Mier resaltó que pudieron avasallar con su mayoría en San Lázaro, pero decidieron escuchar a las voces discordantes y que la reforma pueda ser aprobada en un periodo extraordinario el próximo mes o en el ordinario de febrero.

Antes, al inicio de la sesión ordinaria en San Lázaro, la presidenta de la mesa directiva, Dulce María Sauri Riancho, no cantó en el orden del día la minuta de reforma a los artículos 20 bis, 20 ter y 20 quáter de la Ley del Banco de México. Minutos después, la presidenta de la Comisión de Hacienda, Patricia Terrazas, envió una comunicación a los integrantes de ese grupo de trabajo para que acudieran a dictaminar el texto. Ninguno respondió. Ambos hechos prefiguraban la imposibilidad de llevar al pleno en San Lázaro la minuta para ser avalada.

La experiencia de Sauri Riancho, ligada al acuerdo con el presidente de la Junta de Coordinación Política, Ignacio Mier, para esperar los acontecimientos y tomar una decisión acerca de la minuta, contribuyó a encontrar una salida en el anuncio del senador Monreal y el coordinador de Morena.

Mier se adelantó y vía redes sociales expuso que propondría a los integrantes de la Junta de Coordinación Política la creación de un grupo de trabajo con la participación de todos los sectores que tienen que ver con la reforma.

No había otra salida, porque Morena y aliados en San Lázaro no alcanzaban el quórum necesario en la Comisión de Hacienda, debido a la inconformidad de un sector de diputados con la minuta y porque la sesión ordinaria (última del periodo) fue convocada por la modalidad semipresencial, es decir, no estaban obligados a permanecer en el Palacio Legislativo por las medidas de prevención de contagios por Covid-19.

Entre los diputados de todos los partidos asistentes a San Lázaro se comentaba que la presión del sector bancario nacional –pero sobre todo el internacional– pesó en diferir la aprobación de la minuta. Los del bloque mayoritario (Morena y PT) expusieron que a pesar del diferimiento de la aprobación para el próximo año se votará en sus términos, porque el sentido de beneficio social habrá de imperar por encima del sector bancario.

Cerca de las dos de la tarde, en la sede de la Junta de Coordinación Política del Senado, Monreal y Mier anunciaron en conferencia de prensa la creación de la comisión bicameral e insistieron en que es falso que se vulnere la autonomía del BdeM o que se pudieran incorporar recursos de procedencia ilícita.

Monreal señaló que no le genera ningún problema que la iniciativa se haya detenido. Como autor de la misma asumió solo los costos de presentarla y tiene confianza en que se apruebe el 15 de enero.

La bancada de Morena actuará con responsabilidad y apertura para que, de ser necesario, se enriquezca el dictamen. Coincidimos todos en los beneficios que el proyecto de decreto ofrece para que el efectivo en moneda extranjera que ingresa a nuestro país pueda fluir de manera sencilla, segura y económica en apoyo de las familias que dependen de los migrantes, reiteró.

FUENTE: JORNADA.COM.MX

Comments

comments

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.